Cinco ventajas de circular en moto por la ciudad

  •   14/12/2016

El tráfico en las grandes ciudades está costando a muchos de nuestros ayuntamientos verdaderos quebraderos de cabeza. La masificación y las condiciones meteorológicas se unen al cada vez mayor parque de vehículos, lo que en ocasiones genera serios problemas de movilidad.

Para muchos de nosotros la conducción en moto es algo habitual, que forma parte del día a día. Otros usuarios compatibilizan su uso con el del coche, dependiendo de las necesidades de cada momento. Hoy en SIN Riders queremos hablar de las principales ventajas que tiene circular sobre dos ruedas por ciudad.

1. Tráfico más fluido

En las grandes urbes las horas punta suelen ser un suplicio. Tanto a primera hora de la mañana como a última hora de la tarde, los accesos y salidas se saturan con cientos de miles de vehículos, un problema notablemente incrementado si estamos en días de lluvia, de niebla o si ha habido algún percance en las inmediaciones. Pero es que además, diversas zonas de la misma por su ubicación o por los negocios que albergan, suelen estar mucho más transitadas que otras.

Con un mayor porcentaje de motocicletas, la fluidez se incrementaría notablemente dadas las dimensiones de éstas respecto a las de los coches. De esta manera evitaríamos colapsar ciertas vías facilitando el tránsito y haríamos la ciudad más sostenible.

2. Rapidez en los desplazamientos

¿Harto de eternizarte en tus trayectos en coche? La circulación por ciudad siempre es más rápida en moto. Según un informe elaborado por ANESDOR (Asociación Nacional de Empresas del Sector Dos Ruedas) podemos tardar entre un 50 y un 75% menos, si viajamos en moto.

¿Aún te sigues preguntando por qué la mayoría de repartidores usan este método de transporte?

3. Facilidad para aparcar

Uno de los mayores problemas con los que nos encontramos en las ciudades es la búsqueda de aparcamiento. Tanto las zonas de estacionamiento regulado, como muchos de los parkings de pago suelen estar atestados de coches, mientras que las motocicletas no suelen encontrarse con ese problema.

Por pura lógica, las dimensiones de una moto hacen más sencillo el aprovechamiento de espacios y por lo tanto, la facilidad para aparcarlas es mucho mayor. De hecho en el sitio en el que aparcas un coche pueden caber entre dos y tres motocicletas.

4. Ahorro en gasolina

Es de sobra conocido el hecho de que en los atascos el gasto de gasolina es mucho mayor que cuando conducimos a una velocidad continua. La fuerza que necesita el vehículo para arrancar procede del combustible y justo en este tipo de aglomeraciones hacemos que el coche pare y arranque en multitud de ocasiones.

En moto el ahorro es considerable, no solo por la fluidez que permite nuestra circulación, sino por la poca gasolina que usamos en cada desplazamiento. ¿Quieres hacer el cálculo de ahorrarías en gasolina a lo largo de un año?

5. Disfrute en la conducción

Hasta aquí todo han sido ventajas para nuestro tiempo, nuestro estrés y nuestro bolsillo, pero es que además podemos sumarle la más importante: el disfrute.

Hace algunos meses os hablábamos de los beneficios que tiene montar en moto para nuestro cuerpo y mente. En el uso diario como medio de transporte sumamos esa sensación de libertad, de saber que no llegarás tarde ni te agobiarás en interminables atascos.

¿Hace falta alguna razón más para convencerte?

Comparte este artículo

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

© En la carretera, cerveza SIN es una iniciativa de la Asociación de Cerveceros de España con el apoyo de la Dirección General de Tráfico